Connect with us

Hi, what are you looking for?

Brúxula News

Mundo

La amada actriz Betty White muere a los 99 años

La última chica de oro, fallece a días de cumplir 100 años.

La actriz Betty White, ícono de la televisión y el cine que recordaremos por sus papeles en «The Golden Girls,» «Boston Legal» y «Hot in Cleveland», murió este viernes, según informó su agente y amigo íntimo Jeff Witjas a la revista People en un comunicado.

A sus 99 años, estaba a pocas semanas de celebrar su centenario el 17 de enero.

«Aunque Betty estaba a punto de cumplir 100 años, pensé que viviría para siempre», dijo Witjas. «La echaré muchísimo de menos y también lo hará el mundo animal que tanto amaba. Creo que Betty nunca temió morir porque siempre quiso estar con su amadísimo marido Allen Ludden. Ella creía que volvería a estar con él», agregó.

CNN se ha puesto en contacto con Witjas para que solicitarle comentarios.

Durante la primera mitad de su carrera, que llegó a ser reconocida por el Guinness World Records como la carrera televisiva más larga de una mujer, White fue una presencia habitual, aunque no muy notoria, en la radio y la televisión.

Hubo comedias de los años 50, un programa de entrevistas en 1954 e incluso un papel en la película de 1962 «Advise and Consent». De vez en cuando aparecía en programas de juegos, especialmente en «Password», presentado por su tercer marido, Allen Ludden.

«Estaba un poco fuera de lugar, un poco antifemenino, ser… no deberías ser graciosa», recordó White en una entrevista de 2017 con CNN, rememorando sus primeros días en Hollywood. Entonces recordó que en aquella época se esperaba que las mujeres simplemente «llegaran y fueran bonitas».

Pero a partir de su interpretación de la mordaz diva de la cocina Sue Ann Nivens en la sitcom de los años 70 «The Mary Tyler Moore Show», que comenzó cuando tenía 51 años, White desarrolló una habilidad para retratar a la anciana de corazón aparentemente puro y llena de sinceridad del medio oeste que tenía una vida interior desenfrenada. Con ello, creó una nueva generación de fans, una base que no hizo más que aumentar cuando entró en los 90 años.

White nació en el suburbio Oak Park de Chicago, Illinois, en 1922. La joven actriz, aquí en 1956, tuvo papeles en programas de radio populares como «This Is Your FBI» y «The Great Gildersleeve» antes de obtener su primer papel televisivo como coanfitriona de «Hollywood on Television» en 1949. (Crédito: Hulton Archive / Getty Images)

Era la experimentada sexualmente, aunque ingenua, Rose Nylund en «The Golden Girls». White también interpretó a una secretaria mordaz y a veces violenta en «Boston Legal». Tuvo un espacio como invitada en «The Simpsons», fue presentadora de «Saturday Night Live» -la persona de más edad en hacerlo- e incluso apareció en un anuncio de Snickers.

A pesar de todo, se tomó su éxito, aunque no su trabajo, a la ligera.

«Estoy pasando por el mejor momento de mi vida, y el hecho de que siga trabajando… ¿cuánta suerte se puede tener?», dijo al Huffington Post en 2012.

Betty White estaba destinada a estar en la televisión

Cuando tenía 17 años, en 1939, participó en una emisión experimental de televisión. La tecnología estaba aun en pañales, pues había hecho su debut público en la Feria Mundial de Nueva York de 1939.

«Bailé en un programa de televisión experimental, el primero de la Costa Oeste, en el centro de Los Ángeles», dijo a Guinness World Records. «Llevé mi vestido de graduación del bachillerato, y nuestro presidente del cuerpo estudiantil del Beverly Hills High, Harry Bennett, y yo bailamos el ‘Vals de la viuda alegre'».

White era nativa del Medio Oeste, nacida en Oak Park, Illinois, el 17 de enero de 1922. (Su madre era ama de casa y su padre era ejecutivo de una empresa eléctrica).

Cuando tenía dos años, su familia se trasladó a la zona de Los Ángeles, donde su padre empezó a fabricar radios. Durante la Gran Depresión, el negocio se hizo tan difícil que, en un momento dado, las cambió por perros, con la esperanza de que se convirtiera en un negocio. White recuerda que su familia llegó a tener unos 20 perros. Se convirtió en una amante de los animales para toda la vida.

White asistió a la escuela secundaria de Beverly Hills y, en un momento dado, escribió una obra de teatro en la que se puso en el papel principal. «Supongo que fue entonces cuando me surgió el interés», dijo al Archive of American Television.

White se convirtió en modelo después de su aparición en la televisión, aunque su carrera se vio interrumpida por la Segunda Guerra Mundial, en la que sirvió en los Servicios Voluntarios Femeninos de Estados Unidos.

Después de la guerra, trabajó en el teatro y, finalmente, empezó a obtener papeles en la radio en programas como «The Great Gildersleeve» y «Blondie». En 1949, un presentador de radio de Los Ángeles, Al Jarvis, le pidió que fuera su «chica de los viernes» para un programa de televisión de cinco horas y media en vivo que pretendía ser su programa de radio en televisión, pero que rápidamente se convirtió en un programa suelto de variedades, «Hollywood on Television».

«Fue como ir a la universidad de la televisión», recuerda. Tras algo más de dos años, White se convirtió en la única presentadora.

Pasó a otros programas: un programa sindicado, «Life with Elizabeth»; una comedia de la NBC, «Date with the Angels»; el primero de los cuatro programas denominados «The Betty White Show»; la presentación de desfiles, «llegó a ser tal que, si una señal se ponía en rojo y seis coches se alineaban, yo los anunciaba», dijo; y una variedad de anuncios y apariciones. White llegó a tener su propia productora, una rareza para una mujer en aquella época.Betty White

La actriz y activista estadounidense Betty White, en el papel de Sue Ann Nivens, en una fotografía publicitaria para la comedia de la CBS “Mary Tyler Moore”, Studio City, Los Ángeles, California, 1974. (Foto de CBS Photo Archive/Getty Images)

También hizo programas de juegos, lo que le llevó a conocer a Ludden, su tercer marido.

Ludden era el presentador de «Password», y White fue panelista en la tercera semana del programa en 1961. Más tarde, los dos trabajaron juntos en el programa de verano y llegaron a ser buenos amigos. Ludden, viudo, se convirtió en un ferviente pretendiente y llegó a comprarle a White –divorciada en dos ocasiones y reacia a casarse de nuevo– un anillo de boda, cortejándola en Los Ángeles mediante viajes transcontinentales desde su casa de Nueva York.

Ella aceptó finalmente un año después, cuando él le compró unos pendientes y un conejito de peluche para Pascua, este último un llamamiento a su amor por los animales.

«Llegué a arrepentirme de ese año que perdí diciendo ‘no’. Habría dado cualquier cosa por recuperarlo», dijo sobre su relación amorosa con Ludden.

Estuvieron casados durante 18 años hasta la muerte de Ludden por cáncer en 1981. White nunca volvió a casarse.

Durante gran parte de los años 60 y hasta los 70, White trabajó de forma constante pero discreta, con frecuentes apariciones en programas de entrevistas y de juegos y con uno que otro espacio como invitada. (En un momento dado, se le pidió que formara parte del equipo del «Today Show»). A principios de los años 70, presentó el programa sindicado «The Pet Set», que presentaba a los famosos y sus animales.

La actriz estadounidense Mary Tyler Moore (en el papel de Mary Richards) (a la izquierda) hace una señal de «pulgar arriba» mientras se sienta en su mesa con Betty White (en el papel de Sue Ann Nivens) en una escena de «The Mary Tyler Moore Show» en 1975.

White y Ludden tenían muchos amigos, entre ellos Mary Tyler Moore y su marido productor, Grant Tinker. A instancias de la directora de casting de «MTM», Ethel Winant, White fue elegida para interpretar a Sue Ann Nivens, la «ama de casa feliz», dulce y ligera mientras hacía su programa de cocina, pero una arpía ávida de hombres fuera de las cámaras.

En un principio iba a ser un episodio aislado (Nivens tendría una aventura con el marido de otro personaje), pero cuando terminó el episodio, la química era tan fuerte que White se convirtió en un personaje habitual.

Ganó dos Emmys por este papel.

A White le encantaba trabajar con el reparto, pero observaba que «la magia de la serie era la escritura. … Era una combinación magnífica».

Una década más tarde, White volvió a dar en el clavo al interpretar a Rose en «The Golden Girls», la serie de 1985 a 1992 sobre cuatro mujeres mayores que comparten una casa en Miami.

El guión era «dinamita», recuerda White. En un principio se le asignó el papel de Blanche, la viuda lasciva interpretada por Rue McClanahan, pero el director Jay Sandrich, que había trabajado con White en «MTM», no quiso que se repitiera y sugirió a Rose.

El reparto se llevó de maravilla, recuerda White.

«Son como cuatro puntos en una brújula», recuerda. «Por eso encajamos tan bien».

La serie ganó un montón de Emmys durante sus siete temporadas, incluyendo uno para White.

Betty White como Rose Nylund en «The Golden Girls».

White nunca se apartó del ojo público. Después de que «The Golden Girls» dejara de emitirse, siguió trabajando, ya sea como portavoz del bienestar de los animales –fue miembro del consejo de administración de la Morris Animal Foundation durante más de 40 años– o como estrella invitada en varios programas de televisión.

Pero ni siquiera ella estaba preparada para el resurgimiento de la popularidad que acompañó a su aparición en la película de 2009 «Proposal», en la que interpretaba a la abuela de Ryan Reynolds.

En los Premios SAG de 2010, recibió un honor por su trayectoria, y fue presentada descaradamente por la coprotagonista de «Proposal», Sandra Bullock, como «una persona muy molesta».

Tras recibir una larga ovación, dio su mejor golpe:

«¿No es alentador ver lo lejos que puede llegar una chica tan sencilla como ella?», dijo sobre Bullock.

Más tarde, añadió: «Hasta el día de hoy, estoy impresionada por las estrellas. Miro al público y veo tantas caras famosas. Pero lo que realmente me sorprende es que conozco a muchos de ustedes, y he trabajado con bastantes». “Quizá”, añadió, “haya estado con un par. Y ustedes saben quiénes son».

Y entonces se puso seria.

«Este es el punto más alto de mi vida profesional», dijo. «Gracias desde el fondo de mi corazón».

Años después, aún se preguntaba por qué había vuelto a llamar la atención de repente.

«No sé de dónde sacaron esta historia de un ‘regreso'», dijo a Oprah Winfrey en 2015. «¡He estado trabajando de forma constante durante los últimos 70 años!».

Pero Betty White nunca se detuvo. Estuvo en el anuncio de Snickers. La aparición en «SNL». Otra serie, «Hot in Cleveland», y apariciones en «Community», «Save Me» (en el papel de Dios) y hasta en «WWF Raw». Tenía una cuenta de Twitter con más de un millón de seguidores.

Nunca dio nada por sentado, sino que siguió siendo la misma mujer con los pies en la tierra, ligeramente pícara y atractiva que el público vio por primera vez muchas décadas antes.

«Soy la vieja más afortunada sobre dos pies», dijo a CNN en 2017. «Todavía soy capaz de conseguir un trabajo, a esta edad. Me iré a la tumba diciendo: ‘¿Puedo audicionar para ese papel mañana?».

Fuente: CNN

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like

Mundo

El Excelsior Pass se hizo realidad gracias a dos demostraciones piloto y una prueba beta que incluyó a miles de neoyorquinos.

Empresas

El 22 de marzo pasado, la firma dio a conocer que entraría en un concurso mercantil.

Ciencia & Salud

Un estudio, coordinado por el Instituto de Microbiología del ejército alemán, ha revelado que el paciente con Covid-19 deja de ser contagioso cuando las muestras nasofaríngeas y...

Economía

Archegos Capital Management sacudió los mercados financieros con su liquidación masiva. Hoy surge una mayor preocupación: su opacidad.

Copyright © 2022 Brúxula News